Raúl Sánchez ha logrado en Assen una fantástica segunda posición en la final europea de la YZ Cup 125, que ha tenido lugar este mismo fin de semana coincidiendo con el Motocross de las Naciones. La lluvia se ha erigido como la gran protagonista de la jornada, dejando el trazado en un estado sumamente complicado con el barro y el agua ocupando a lo largo y ancho de la pista.

Con la caída de la valla dio comienzo la que sería la única manga puntuable para los integrantes de la categoría, prevista a veinte minutos más dos vueltas. Sánchez no pudo completar un buen arranque, rodaba noveno tras la salida, pero supo rehacerse, sacó lo mejor de sí y emprendió una remontada impresionante en medio del caos que había en pista logrando alcanzar la segunda posición cuando llevaba transcurrida prácticamente la mitad de la carrera. Con el líder ya muy lejos, Sánchez se limitó encontrar un buen ritmo que le permitiera mantener el hueco que pudo abrir con el grupo perseguidor.

Tras lucharlo hasta el último metro finalmente se alzó con esta magnífica segunda posición, un resultado que sabe a gloria después de llegar muy justo a la carrera y por lo difícil que ha resultado pilotar en estas condiciones.

Victor Alonso no ha tenido la suerte de su parte. Después de un mal arranque, que le dejó en posiciones intermedias, logró alcanzar el tren del Top 10 transcurridos cinco giros. Pero entonces todo se torció con una inoportuna caída en la que perdió más de un minuto. Tras poder reemprender la marcha en la 16ª plaza pudo recuperar varias posiciones, terminando finalmente 13º.

Ambos pilotos han demostrado una gran determinación a lo largo del fin de semana, haciendo frente a un terreno difícil como es la arena y a las inclemencias meteorológicas para brillar en esta final de la YZ Cup 125.