Después de sufrir una fractura de vértebras en el AMA Motocross 2018, Jeremy Martin se vio obligado a perderse toda la temporada 2019. Se sometió a una cirugía, pero tuvo complicaciones, después de nuevas revisiones, los médicos entendieron que sería necesaria una nueva cirugía que lotería apartado de la competición más tiempo aún, o quizá para siempre, en enero volvió a pasar por el quirófano, y después de varios meses de rehabilitación (y conseguir recuperarse plenamente), pudo volver a su moto en agosto por primera vez desde el accidente.

Ayer, anunció en sus redes sociales que pronto volverá a competir, un poco antes de lo que esperábamos, compitiendo en el Supercross de París del 9 al 10 de noviembre. El Supercross de París es uno de los eventos fuera de temporada más grandes en el que participan los mejores pilotos americanos. Además, Martin también anunció que correrá en la Costa Este 250SX en 2020.