KTM SX 250 2020  CAMINO PARALELO

La KTM SX250 es una moto que muy lejos de quedarse en segundo plano, en la fábrica austriaca, van renovando poco a poco cada año para estar a la vanguardia de los tiempos modernos del motocross actual, para este 2020 ofrece muy pocos cambios, pero sigue teniendo la esencia de las máquinas 2 tiempos, la esencia del motocross.

Heredando gran parte de la tecnología de sus primas endureras, donde KTM sigue desarrollando sus motores 2 tiempos, y heredando otras partes de sus hermanas croseras 4 tiempos, la Sx250 se presenta como una moto diferente a lo establecido, pero muy eficiente en manos expertas, y sobre todo, la Sx250 es una moto altamente divertida y adictiva, siguiendo un camino paralelo al resto de motos del mercado.

La sx250 2020 se presenta con escasas novedades, ya vimos como el año pasado, en KTM, aplicaron cambios más profundos en la SX, como el cambio del cilindro y el sistema de escape, quedando algo más compacto y recogido, además de estrenar parte ciclo como el resto de sus hermanas de gama,  para este año, la SX sigue en la línea del resto de gama Sx-f, sólo nuevos colores y gráficos, además de una nueva configuración de horquilla, cambiando los tapones de la horquilla y algunas piezas del hidráulico, el resto sigue igual, y es que si algo funciona, y muy bien, por cierto, para que cambiarlo.

En esta prueba vamos a dejar nuestra opinión por apartados claros, primero el motor, seguido de suspensiones, chasis y por último estética, todo desde el punto de vista de un propietario de una Sx250 y una Sx125, acostumbrado a estos motores de 2 tiempos, y fiel al camino paralelo que algunas fábricas como KTM, han seguido desarrollando para pilotos como nuestro probador hoy, Faustino Juzgado.

EL MOTOR es la mayor diferencia con modelos anteriores, o mejor dicho la entrega de potencia, uno de los problemas de los motores 2 tiempos, y en concreto de las 250, es sin duda la entrega de potencia, que en ciclo 2 tiempos, puede ponernos en aprietos en muchas ocasiones, y sólo las manos expertas del piloto pueden dosificar la potencia y domar la bestia, pues bien, con las mejoras del cilindro y el escape introducidas el año pasado, han conseguido una entrega de potencia claramente más lineal, sin sobresaltos y dentro de los limites de una 250 2T, siendo esta Sx una moto mucho más fácil de llevar, y eso, es una de las cuestiones más importantes para disfrutar de esta moto, ya que no asusta tanto como en años anteriores, para mi es la mejora más importante y que hace una moto más abierta a todo tipo de niveles de pilotaje.

Se han eliminado esos pistonazos que se sentían en el modelo 2018 nada mas poner en marcha el motor y ya no te pone en apuros si aceleras en la rampa de los saltos, en modelos anteriores te hacía perder el control con facilidad, bien por KTM.

LAS SUSPENSIONES, en KTM siguen con su camino de suspensiones WP de aire, pero cada año siguen mejorando el producto, las mejoras introducidas en la parte de hidráulicos en la Sx, se notan, me parece que tienen un tacto más suave claramente en su primer recorrido, incluso en un modelo de prueba con solo 1 h de uso, lo cual hace suponer que en cuanto se suelten un poco el tacto será perfecto, sin olvidar que las suspensiones de esta moto rara vez hacen tope, incluso en los peores momentos y cuando mas complicado parece el aterrizaje responden de maravilla, para mi este punto es inmejorable, no hay miedo a pasarte en los saltos, esta horquilla lo absorbe todo.

Me atrevo a sugerir bajar un poco la presión de aire de la horquilla delantera con respecto a la indicada y buscar el punto perfecto que se ajuste a nuestra conducción para conseguir una mejor entrada en curva sin perder la estabilidad en las zonas rápidas, y esa es otra de las virtudes de estas suspensiones, la firmeza que aportan en las zonas rápidas del circuito, aportan una confianza extra, para soltar toda la caballería disponible y arañar segundos al tiempo, donde es más efectivo, en las zonas rápidas, todo ello sin sacrificar la entrada en curva, otro cantar en la absorción de baches pequeños, aquí el comportamiento de las WP se vuelve más crítico, y nuestros brazos tienen que hacer un trabajo extra.

EL CHASIS tiene un comportamiento perfecto, tanto en rectas como en curvas no supone ningún problema afrontar cualquier obstáculo y salir por el sitio correcto, incluso en curvas te invita a crear tus propias trazadas siempre que aceleres con firmeza y la dejes correr, es una maravilla y hace que la Sx sea una moto divertida en grado máximo, además de hacerla adictiva, porque este chasis nos invita a forzar cada vez más.

Realmente encima de la moto no se nota la diferencia con el modelo anterior

del 2018, los puños, manillar, embrague y frenos son exactamente iguales y su comportamiento también.

Por el contrario en el desarrollo encontramos una corona de 49 dientes  ( 50 en el modelo 2018 ) lo cual es un acierto, aunque sería aun mejor una de 48  si queremos lograr una estirada mayor para rodar con mayor fluidez y conseguir una respuesta suave que no nos ponga en apuros.

LA ESTETICA de esta 2020 no ha cambiado con el modelo 2019 salvo en algún detalle mínimo en los adhesivos, si mejora el diseño del escape, que como hemos contado antes, la forma de la bufanda del tubo de escape, mas escondida bajo el radiador y con menos posibilidades de ser dañada ante una caída, nos facilita un poco más la vida en una zona muy crítica en los motores 2 tiempos, la vuelta el año pasado al chasis negro, para mi da un toque más sobrio a la moto, y en mi modelo 2018, con chasis naranja la da un aire más Racing, que personalmente me encanta, eso lo cambiaría con respecto al modelo nuevo.

La sx250 2020 nos ha dejado un gran sabor de boca, tener en el mercado un motor 2 tiempos evolucionado más a los tiempos modernos, buscando dulcificarlo y que aporte una entrega de potencia más dócil, es una acierto, y si a eso le sumamos el fantástico chasis heredado de sus hermanas 4t, sumado a la última evolución de las suspensiones WP de 48mm, hacen que seguir por un camino paralelo a la corriente reinante en estos momento de motores 4tiempos, sea mucho más fácil con la KTM SX250 2020.

Texto: Faustino Juzgado

Fotos: Carlos Andrés herrero